Reformas de habitaciones infantiles

Habitación infantil

Las habitaciones infantiles tienen suma importancia en la vida de una familia. Un diseño adecuado proporcionará todo lo que necesita un niño/a para dormir, divertirse, hacer sus tareas y sobre todo, encontrarse cómodo/a. En este artículo trataremos algunos de los aspectos a tener en cuenta en el interiorismo infantil para que la reforma del cuarto de los más pequeños cumpla con sus objetivos.

Planificación y versatilidad

Al igual que ocurre con el resto de reformas, las de las habitaciones infantiles requieren de planificación. Y para ello debemos plantear un objetivo que contemple la flexibilidad de la estancia. Es un aspecto importantísimo. Como ya hemos dicho, los espacios interiores para los más pequeños deben ser cómodos y divertidos, pero también, organizados. Como su personalidad y sus necesidades van evolucionando debemos crear un espacio flexible que permita la adaptación. La facilidad para modificar el diseño es clave a medida que los intereses se desarrollan y cambian.

En ese sentido, un bebé necesita cuna y cambiador; cuando crezca se cambiará la cuna por una cama y el cambiador dejará espacio para que el niño juegue o haga deberes. Esa evolución deberá tenerse en cuenta a la hora de definir las instalaciones que se van a requerir y los espacios en donde se ubicarán los nuevos elementos que sustituyan a los anteriores.

Entorno seguro en las habitaciones infantiles

Contemplar la seguridad en los proyectos de reforma de las habitaciones infantiles también será otro aspecto fundamental. Esto será importante, sobre todo, si se trata de una edad temprana. En el diseño deberemos tener en cuenta la ubicación de los muebles. En este sentido, es muy importante evitar la posibilidad de colocar muebles de baja altura junto a las ventanas, ya que los niños pueden acceder a ellas. Un anclaje adecuado de ciertos muebles a las paredes, como estanterías, etc. también será un aspecto relevante para la seguridad. Asimismo, es bueno buscar los cantos romos y evitar los puntiagudos y las aristas. Esto puede provocar más daños en caso de golpes y caídas.

La iluminación

Como siempre, la iluminación desempeña un papel clave. Es una herramienta estupenda para generar un ambiente cómodo y relajante. Instalar un regulador de intensidad puede ser una muy buena opción en las habitaciones infantiles una idea brillante, ya que puede facilitar la transición del día a la noche.

Por otro lado, ya hemos comentado que vas a necesitar una serie de instalaciones que te sirvan para el futuro y además que sean seguras.  Por ello será importante encontrar un buen equipo de buenos profesionales que estén coordinados entre sí. Esto también facilitará el cumplimiento de los plazos y el mínimo trastorno posible para las familias, como ya comentamos en el artículo dedicado a los plazos de ejecución.

Las paredes y sus revestimientos

Los colores de las paredes también influyen mucho en el resultado final de las reformas de habitaciones infantiles. Son determinantes a la hora de generar un ambiente cómodo y agradable. Aunque encontrarás muchas recomendaciones al respecto, puedes dejarte llevar por tus gustos. Desde los recomendados tonos paste y blancos, que aprovechan mucho la luz, hasta los más llamativos y divertidos. Una tendencia destacable es la de emplear colores neutros en las habitaciones infantiles. Pero como decimos, es una cuestión de gustos.

Otra buena idea es utilizar papel pintado y otros revestimientos en todas o en algunas de las paredes. Puedes combinar las paredes neutras con motivos alegres y divertidos. Añadir vinilos creado formas también es una buena opción para decorar el cuarto de los niños.

Suelos en las habitaciones infantiles

El suelo de parquet esta muy extendido los proyectos de habitaciones infantiles. Es muy cómodo para la limpieza, aspecto importante en este tipo de estancias, resiste el paso del tiempo. También proporcionan calidez y hacen que el espacio sea más acogedor.

De todos modos, existen otras opciones que proporcionan comodidad como el vinilo, el laminado y la moqueta. Cada opción tiene sus ventajas e inconvenientes. Por ejemplo, la moqueta es muy cómoda. También proporciona una cálida y segura para que los niños jueguen. Por el contrario, es difícil mantenerla limpia.

Para tener hacer una reforma de un dormitorio infantil que cumpla con estas premisas puedes contactar con Buraglia y te asesoraremos en estos y en otras muchas cuestiones que te puedan surgir. Puedes pedir cita e información sobre un proyecto a medida de tus necesidades y las de tus hijos.a